Mala Sangre. Crítica Imprimir
Escrito por Jerónimo López Mozo   
Sábado, 06 de Febrero de 2010 20:14

MALA SANGRE
GENTE DE CUIDADO

Título: Mala Sangre.
Autor: David Plana.
Espacio escénico: David Fernández.
Vestuario: Sonia Pensado.
Iluminación: Pedro Yagüe.
Ejecución de Iluminación y sonido: Antonio Serrano
Banda Sonora: Laura Demaría
Producción: María Torrente
Compañía: María Teresa Jiménez García
Intérpretes: Fransesc Galcerán (Profesor de Universidad), Maite Jiménez (Galerista de Arte), Cristina Arranz/Alicia Merino (Maestra de Primaria), Carlos Segui (Manuel Gómez/Jorge Basquiat) y Xenia Reguant (Mercedes Ramírez)
Dirección: Mariano de Paco Serrano.
Estreno en Madrid: Cuarta Pared, 23 – III - 2006.

FOTO: COMPAÑÍA
MARÍA TERESA

Se llama mala sangre a una persona de condición aviesa, es decir, que no actúa con rectitud, que tiene malas inclinaciones. Así son los personajes de la obra que, con ese título, escribió hace algunos años el dramaturgo catalán David Plana. Los tres protagonistas –un profesor de universidad, una galerista de arte y una maestra de enseñanza primaria, todos ellos de edad madura- coinciden en un ascensor que sufre una avería. Durante los minutos que permanecen atrapados en tan reducido espacio se comportan como corresponde a quiénes, a la preocupación por llegar tarde a sus ocupaciones, añaden la angustia que les provoca tal situación. Sin embargo, al margen de los lógicos momentos de histeria y algún que otro hecho lamentable, como que la galerista se orine encima, el comportamiento del trío es ejemplar. Estamos ante gentes educadas que acaban hablando de sus trabajos y de sus aficiones. Solucionado el problema del ascensor, cada uno reanuda su actividad y es, durante su desarrollo, cuando descubrimos que ninguno es como aparentaba. Será una serie de jóvenes violentos sin tapujos los que, con sus intervenciones, les mostrara como son en realidad. La galerista acude al encuentro de un joven enmascarado que la somete a toda clase de vejaciones sexuales en la mejor tradición masoquista; el profesor es odiado por sus alumnos, que se burlan de él hasta extremos insoportables; y, en fin, la maestra, testigo del asesinato de una alumna por parte de otra, descubre, en su reacción morbosa ante ese hecho gratuito y repugnante, la violencia contenida que llevaba dentro.

Si David Plana, en vez de ser un joven autor nacido en 1969, lo hubiera hecho setenta años antes, esta pieza hubiera podido figurar con todos los honores junto a las obras de escritores como Jonathan Swift, Thomas de Quincey, Petrus Borel, Arthur Rimbaud, Alfred Jarry, Jacques Vaché y Benjamin Peret en la Antología del humor negro que André Breton publicó en 1939. Mala sangre es surrealismo puro.

Mariano de Paco Serrano ha imprimido a la acción un ritmo trepidante presidido por la sobreactuación de los actores, los cuales no ahorran aspavientos y otros gestos que convierten a sus personajes en seres grotescos y desquiciados. Sin embargo, en esta estética de la exageración, todo está medido y controlado. No se va más lejos de dónde se ha querido llegar. El director mantiene un control absoluto sobre los recursos que maneja, lo que no es algo novedoso en su trabajo, de trayectoria breve pero ejemplar. Por su calidad, se ha hecho acreedor al reconocimiento de la crítica y al de sus colegas, que no hace mucho le concedieron el Premio José Luis Alonso por su puesta en escena de Danny y Roberta. Revalida ahora aquel éxito y lo hace, como entonces, con una notable economía de medios, que, siendo para muchos un lastre, en su caso resulta ser virtud. El provecho que saca al espacio escénico diseñado por David Fernández, más rico en atrezzo que en aparato escenográfico, es notable. Parte del equipo artístico de aquel espectáculo participa en este proyecto. Los protagonistas de entonces, Maite Jiménez y Francesc Galcerán, forman parte del reparto, incorporando papeles de muy distinta factura. Ellos y los que se han incorporado a él, son las perfectas caricaturas de unos tipos reconocibles. Su trabajo es ejemplar.

 


JERÓNIMO LÓPEZ MOZO
Copyright©lópezmozo


Sala Cuarta Pared
Dirección y Programación: Javier G. Yagüe
C/ Ercilla,17
Metro Embajadores
28005- Madrid
Tel. 91 517 23 17
Fax: 91 517 11 44
email: Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla
http://www.cuartapared.es

 

Última actualización el Jueves, 06 de Mayo de 2010 08:46